LA VISION: Luteina y zeaxantina

LA VISION: Luteina y zeaxantina

La Visión

La degeneración  macular asociada a la edad (DMAE) es la principal causa de la ceguera en la población anciana de los países civilizados. Clásicamente la DMAE se ha clasificado en dos grandes grupos; Degeneración Macular Asociada a la Edad, Atrófica o Seca y la Degeneración Macular asociada a la Edad, Neovascular o Exudativa.

La primera (variedad seca), caracterizada por la presencia de drusas (pequeñas acumulaciones de material extracelular de color amarillo que se deposita en la retina), alteraciones pigmentarias y parches de atrofia corioretiniana que confluyen, en la etapa mas avanzada de la enfermedad, formando una placa geográfica.

El dato fundamental de la variedad atrófica son las drusas. Hay que tener en cuanta que la presencia de drusas pequeñas aisladas constituye un hallazgo frecuente en los mayores de 50 años y no se considera enfermedad.

La segunda (variedad húmeda), esta caracterizada por la presencia de neovasos coroideos. La relación aproximada entre lesiones neovasculares (forma húmeda o exudativa) y la seca o atrófica es de 2 a 1, contrastando con la creencia de que la forma atrófica es la mas frecuente.

La luteína y la zeaxantina son casi  en exclusividad los únicos carotenoides presentes en la mácula ocular (fig.1), y se denominan pigmentos maculares1.               

Su función es mejorar la función visual protegiendo sus estructuras del daño oxidativo, que es muy alto a este nivel2,3,4. Actuan sobre el   componente azul del espectro visible7,8.

En el año 2001, el informe no8 del AREDS demostró una reducción estadísticamente significativa del 25% de las posibilidades del desarrollo de DMAE avanzada y pérdida de visión, frente a placebo, con la adición de una asociación fija de antioxidantes y zinc9.

La luteína y zeaxantina son carotenoides xantófilos. No pueden ser sintetizados por el organismo, y por tanto deben ser aportados con la dieta. Se encuentran en los vegetales de hoja verde como las espinacas, también en el maíz, en la lechuga y en la yema de huevo.

No existe un índice de ingesta, y el único dato conocido es la ingesta media diaria en la población de Estados Unidos que es de 2,0-2,3 mg/día para los hombres y 1,7-2,0 mg/día para las mujeres10. En series pequeñas se ha demostrado que la ingesta de 15 a 25 mg/dia) han mejorado a corto plazo, la función visual y la densidad óptica de los pigmentos maculares tanto en sujetos sanos como en pacientes con DMAE7,11,12.

En pacientes con DMAE atófica, en el Lutein Antioxidan Supplementation Tial (LAST), la luteína aumentaba en un 40% la densidad óptica de los pigmentos maculares y mejoraba varias pruebas funcionales visuales13.

En la fase inicial de la enfermedad, definida como DMAE precoz con pequeña lesión (drusas pequeñas) o intermedias y alteraciones pigmentarias, se aconseja una dieta rica en zeaxantina y luteína Otras de las recomendaciones dietéticas son los ácidos grasos polinsaturados de cadena larga de la familia del omega 3.

Los casos de DMAE intermedia o de DMAE avanzada en uno de los ojos, el estudio AREDS 1 encontró un claro beneficio con el uso de suplementos nutricionales que redujeron en un 25% el riesgo de progresión a formas avanzadas9.

 

Conclusión

La DMAE es una enfermedad que afecta de forma desvastadora a la visión, reduciendo decisivamente la calidad de vida de los pacientes y con un impacto socioeconómico de enorme magnitud. No existe, en el momento actual, un tratamiento curativo de la enfermedad, aunque los antiangiogénicos se han mostrado eficaces en el control de los síntomas de la neovascularización. Por tanto el consejo mas aceptado actualmente, es una suplementación muy rica en luteína y zeaxantina que frena o retrasa la evolución de esta enfermedad o como coadyuvante de los tratamientos antiagiogénicos.

Para prevenir esta enfermedad, recomendamos el aporte de sumplementos nutricionales como el que tenemos en MercadoSuplementos; el OftalteinM.

Bibliografía

 

1-    K.J. Yeurn, R.M. Russell

Carotenoid bioavailability and bioconversion.

Ann Rev Nutr. Volume 22, 2002, pp. 483-504

 

2-    S. Richer

ARMD—pilot (case series) environmental intervention data.

J Am Optom Assoc. Volume 70, 1999, pp. 24-363

 

3-    B. Falsini, M. Piccardi, G. Iarossi, A. Fadda, E.Merendino, P. Valentini

Influence of short-term antioxidant supplementation onmacular function in age-related maculopathy, a study including electrophisiologic assessment.

Ophtalmology, Volume 110, 2003, pp. 51­-60

 

4-    G. Dagnelie, I.S. Zorge, T.M. McDonald

Lutein improves visual function en some patient with retinal degeneration, a pilot study via the internet.

Optometry, Volume 71, 2000, pp. 147-164

 

5-    N.P. Davies, A.B. Morland

Macular pigments, their characteristics and putative role.

Prog Retin Eye Res, Volume 23, 2004, pp. 533-559

 

6-    A. Sujak, J. Gabrielska, W. Grudzinski, R. Borc, P. Mazurek.

Lutein and zeaxanthin as protectors of lipid membranes against oxidative damage, the structural aspects.

Arch Biochem Biophys,  Volume 371,1999, pp. 301-307

 

7-    R.A. Bone, J.T. Lundrum, L.H. Guerra, C.A. Ruiz

Lutein and zeaxanthin dietary supplements raise macular pigment density and serum cancentrations of these caroteinoids in humans.

J Nut, Volume 133, 2003, pp. 992-998

 

8-    J. Junghans, H. Sies, W. Stahl

Macular pigments lutein and zeaxanthin as blue light filters studied in liposomes Arch.

Biochem Biophys, Volume 391, 2001, pp. 160-164

 

9-    Age-Related Eye Disease Study Group (AREDS)

A randomized placebo-controlled, clinical trial of high-dose supplementation with vitamins C and E, betacarotene, and Zinc or age-related macular degeneration and vision loss. AREDS report no 8

Arch Ophthalmol, Volume 118, 2001, pp. 1417-1436

 

10- M.S.Ip, I.U. Scout, G.C. Brown, C.A.Ho

Anti-vascular endothelial growth factor pharmacotherapy for age-related macular degeneration.

Ophthalmology, Volume 115, 2008, pp. 1837-1846

 

11- P. Mitchell, J.F.Korobelnik, P.Lanzetta, F.G.Holz, C.Prunte, et al.

Ranibizurnab (Lucentis) in neovascular age-related macular degeneration evidence from clinical trials.

Br.J Ophthalmol. Volume 94, 2009, pp. 2-13

 

12- VEGF inhibition Study in neovascularization (VISION) clinical trial group

Pegaptanib sodium for neovascular age-related macular degeneration. Two years safety reaults of the two prospective, multicenter, controlled clinical trial.

Ophthalmology, Volume 113, 2006, pp. 992-1001

 

13- J.Seddon, U.Ajani, R.Sperduto

Dietary carotenoids, vitamin A, C and E, and advanced age-related macular degeneration. Eye Disease Case-Control Study Group

JAMA, Volume 272, 1994, pp. 11413-11420

 

                                                         

 

 

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Nombre:
E-mail: (No publicado)
Comentario: